fbpx

5 claves que te da la neurociencia para tener un cerebro poderoso

La constante mentalidad de servicio y bienestar a los demás que ponemos en nuestro negocio hace que nuestra mente esté en constante actividad y enfoque permanente. Por ello, necesitamos que el músculo más importante de nuestro organismo, nuestro cerebro, esté en una buena condición que le permita realizar nuestras acciones eficientemente y con una visión de bienestar infatigable. Queremos compartir contigo una serie de lecciones que los neurocientíficos recomiendan para que siempre tengas, y mantengas, una mente poderosa.

  1. Felicítate a ti mismo por tus pequeños logros
    La frecuencia de tus éxitos es más importante que el tamaño de los mismos, así que no esperes hasta obtener grandes victorias para felicitarte a ti mismo. Si diseñas una rutina productiva desde la mañana, ello te va a motivar para el resto del día ya que te sentirás menos ansioso y deprimido.
  1. Mantén tu cuerpo en actividad física constante
    Cuando realizamos una actividad física, nuestra frecuencia cardiaca aumenta, el oxígeno del cerebro bombea más rápido y se forman nuevas neuronas. Cuantas más neuronas se formen es más fácil que se creen nuevas conexiones neuronales, lo cual ocasiona que nuestro cerebro funcione más ágil y eficientemente, desarrollando nuevas ideas y aportando nuevos y más caminos en la solución de problemas.
  1. Estira los músculos de tu cerebro
    Como cualquier otro músculo de tu cuerpo, si no estimulas tu cerebro este se volverá flojo. Puedes aprender un nuevo idioma, a tocar un nuevo instrumento o leer más y más libros que expandan tus conocimientos y te hagan plantearte preguntas constructivas y enriquecedoras para tu vida. Incluso ¿por qué no escribes tus pensamientos y empiezas tu propio libro? ¡Atrévete!
  1. Siéntate siempre derecho
    El sentarnos derechos en una silla cuando realizamos una actividad es importante ya que esta posición incrementa los niveles de energía, potencia nuestro estado de ánimo y mejora nuestra autoestima. Por el contrario, si te acostumbras a estar siempre en una mala posición o a estar encorvado mirando constantemente tu smartphone, tu cerebro estará más predispuesto hacia la depresión y a volver a pensamientos negativos.
  1. Duerme con el teléfono alejado de ti
    Científicos han demostrado que la luz de tonalidad azul que emiten las pantallas de los dispositivos electrónicos afecta nuestra capacidad de sueño. De este modo, si dormimos mal, es bastante seguro que, al día siguiente, nuestra atención disminuya y se afecte incluso nuestro estado de ánimo. Recuerda que tu cerebro necesita entre 6 y 8 horas de sueño para poder repararse.

Si sigues estas simples pero efectivas recomendaciones, te aseguramos que lograrás alcanzar todas tus metas y podrás acercar a más familias esta oportunidad de salud y transformación de vida que es FuXion.

¡Empieza por ti mismo, mejora tu vida y así conseguirás mejorar la de los demás!

Este artículo fue publicado el: 28/10/16 12:13 PM